Era hora de hablar de Elsa Hosk. Una modelo rubia desnuda siempre debe ser motivo de conversación en cualquier mesa de comedor. Y es porque su cuerpo sin nada de grasa nos hace sentir algo como una dieta baja en carbohidratos, aunque estemos comiendo cerdo. Es esa misma sensación que tenemos cuando vemos a chicas como Elsa Hosk desnudas para un comercial de internet y pensamos que algún día llegara una igual a decirnos que nos ama con locura sin importar que estemos muy gordos y sin dinero.

No es solo una ilusión colectiva, es un deseo. Es el mismo pensamiento que tienen los religiosos, al pensar que si mucha gente cree firmemente en algo, esto se hará realidad. Al final mueren de la misma forma que lo haremos todos. Pero la fe evita la depresión. Y esta modelo hace exactamente lo mismo con quienes jamás estaremos cerca de una belleza como ella sin que grite pidiendo ayuda.

Pero es otra época. Son tiempos mejores y pasan cosas inexplicables en términos lógicos de los años 90’s. Porque Tom Cruise subió a un avión en una película de casi dos horas. Intento actuar y hasta articulo diálogos complejos. Todo eso para vender gafas Ray ban. Pero ahora mismo mientras lees, esta chica nos está vendiendo un producto similar y ni siquiera tiene que decir una palabra. No necesito vestuario ni un director molestoso diciendo que tiene que hacer.

Ella solo se ha quitado la ropa, paseo por la playa desnuda y un afortunado que tuvo que pagarle, saco muchas fotos. Ciertamente no voy a comprar lo que vende. Y dudo que haya quien lo haga. Pero lo cierto es que cada vez más empresas pagan dinero de publicidad para hace este tipo de cosas. Tal vez no generen ventas ni aumenten su capital, pero si nos hacen muy felices. ¡De eso no hay duda!

Más celebridades y modelos